About Us    Donate    

You are here

Caballos y Animales de Granja:
Temas de Salud

Bookmark and Share

Text Size

Current Size: 100%

Tratamiento General de Heridas en Caballos

Resumen: 

Los caballos tienen un mecanismo de “lucha o huida” muy desarrollado y con frecuencia reaccionan sin pensar. Si quedan atrapados o se lanzan contra algo como una valla o la pared del establo, su primer instinto es huir, a menudo sin prestar atención a ninguna parte del cuerpo que pueda haber quedado atrapada. Por eso, los caballos tienen la fama bien merecida de ser propensos a los accidentes.

Manifestaciones Clínicas: 

Según la localización de la herida y el tiempo transcurrido desde que se produjo, pueden verse algunos de los signos siguientes:

  • Cojera/no querer cargar peso sobre la pata afectada y/o no querer volver de los pastos o moverse de donde está.
  • Zona de sangre seca (también puede verse solo un grupo de moscas en torno a una herida pequeña)
  • Colgajo de piel desprendida
  • Sangrado profuso
  • Hinchazón o abultamiento alrededor de la herida
  • Calor asociado a la hinchazón

Principales razones para solicitar la asistencia del veterinario de atención primaria:

  • Sangrado excesivo
  • Contaminación significativa con suciedad/residuos
  • Cojera

Heridas que atraviesan toda la piel (hay corte en la piel) o heridas que afectan a estructuras más profundas, como el hueso, el músculo, las articulaciones, los ligamentos, los tendones, las vainas tendinosas, los vasos y los nervios

Diagnóstico: 

Llamar al veterinario para que evalúe cualquier herida que pueda tener el caballo. A menudo, la herida punzante más pequeña puede causar una lesión con mayor riesgo vital que una herida de gran tamaño. El pronóstico de una herida muy grande en la parte superior del cuerpo que no esté cerca de articulaciones y no sea muy profunda puede ser mucho mejor que el de una herida punzante pequeña, que puede parecer menos grave, en la extremidad inferior, en una vaina tendinosa o articulación (figuras 1 y 2).

El veterinario puede llevar a cabo los siguientes procedimientos para evaluar al caballo:

  • Examen físico
  • Examen exhaustivo de la propia herida
    • Puede requerir anestesia local y sedación para permitir el examen completo
    • Examen de la herida para determinar la profundidad y la anchura de sus bordes, eliminación de cualquier cuerpo extraño, como madera, alambre, fragmentos de hueso o pelo, y para determinar si hay vasos, nervios, tendones, ligamentos, músculo, hueso o articulaciones afectados
    • Para valorar la gravedad o complejidad de la herida, hay que hacer la evaluación con anestesia general
  • Radiografías de la zona con o sin contraste
  • Examen ecográfico para evaluar las partes blandas y/o localizar posibles cuerpos extraños
  • Muestra de líquido sinovial de la articulación o la vaina, si se sospecha que pueden estar afectadas
    • La afectación de una articulación o una vaina sinovial complica significativamente el proceso de curación de la herida. El lavado o la limpieza repetidos de la estructura sinovial están indicados y pueden ser curativos o no
Tratamiento: 

Tratamiento inmediato que puede aplicarse mientras se espera la llegada del veterinario:

  • Presión directa sobre cualquier zona que sangre de forma activa con una compresa absorbente (p. ej.: lámina de algodón, tejido de vendas de descanso, toalla de baño doblada o varias capas de algodón en rollo) cubierta con material de vendaje elástico (Elastikon, VetWrap, etc.)
  • Si es posible, trasladar al caballo a un entorno limpio y tranquilo mientras se espera la llegada del veterinario

El veterinario puede aplicar los siguientes tratamientos:

  • Afeitado, limpieza y retirada exhaustivos de cualquier cuerpo extraño visible (figuras 4a, 5a)
  • Eliminación (desbridamiento) del tejido dañado o contaminado de la herida
  • Cierre con sutura, si procede y es posible (figura 4b)
  • Vendaje o escayola, según la localización (figura 5b)
  • Administración de antibióticos sistémicos de amplio espectro
Cuidado Posteriores y Evolución: 

Tras la estabilización inicial y el cuidado de la herida, es posible que el veterinario recomiende para el caballo reposo en el establo +/- paseo con guía a pie, pero la extensión y la localización de la herida dictarán el nivel de ejercicio.

Diversos factores pueden afectar a la evolución:

  • Localización:
  • Cabeza: afectación de los senos, las vías nasales, el ojo, etc. Las heridas en esta zona se curan relativamente bien si no afectan a estructuras críticas
  • Parte superior de las extremidades: tienen cobertura de piel/músculo, pero el movimiento de estas zonas puede afectar negativamente a la cicatrización
  • Las heridas de la cabeza y la parte superior de las extremidades tienen un riego sanguíneo relativamente bueno en comparación con las heridas de la parte inferior de las extremidades inferiores
  • Abdomen: si la herida es lo suficientemente profunda, puede penetrar el abdomen y causar peritonitis (infección de la cavidad abdominal)
  • Las heridas abdominales y de la parte superior del cuerpo cuentan con piel y músculo subyacente suficientes para permitir una contracción significativa de la herida que ayuda a cerrar defectos incluso de gran tamaño, en comparación con las heridas de la parte inferior de las extremidades
  • Parte inferior de las extremidades: solo hay cobertura cutánea sobre estructuras muy importantes como huesos, tendones, ligamentos, articulaciones, vainas tendinosas, vasos y nervios
  • Sobre una articulación: el movimiento de la piel/herida sobre esta zona puede afectar negativamente a la cicatrización
  • Las heridas por debajo del carpo (rodilla), el corvejón o sobre una articulación son complicadas por el exceso mínimo de piel, que es bastante inelástica, la falta de tejido muscular subyacente y el movimiento durante la flexión de la extremidad. También es fácil que estas heridas den lugar a tejido de granulación exuberante, lo que desacelera de forma drástica la cicatrización y puede exigir una intervención quirúrgica
  • Contaminación:
  • La herida o las estructuras subyacentes pueden infectarse con suciedad, estiércol, pelo u otros cuerpos extraños y la infección puede ser mortal si no se resuelve

Algunas complicaciones del proceso de cicatrización de heridas son:

  • Celulitis
  • Enfisema subcutáneo (aire bajo la piel)
  • Hematomas/seromas (acumulación de sangre/suero)
  • Sarcoides
  • Tejido de granulación exuberante (figura 6)
  • Curación prolongada
  • Cicatrización excesiva
  • Laminitis
  • Cólico

Si hay articulaciones o tendones afectados, puede haber otras complicaciones:

  • Infección persistente resistente al tratamiento y potencialmente mortal
  • Desarrollo de artritis
  • Adherencias tendinosas
  • Cojera persistente
  • Restricción del movimiento debido a un exceso de tejido cicatricial

Tras la evaluación y la atención continua de la herida del caballo, el veterinario podrá analizar los detalles específicos relacionadas con el pronóstico general.

Content Theme: 
Also known as: 
Tratamiento General de Heridas en Caballos